Homeopatía. «Guía de autoayuda de remedios homeopáticos»

La homeopatía se basa en el principio «lo semejante cura lo semejante». Esta alternativa natural cada día cuenta con más seguidores, y es totalmente segura.

El doctor Andrew Lockie, reconocido homeópata, afirma: «La homeopatía puede ser eficaz en cualquier situación en la que el organismo sea aún capaz de ayudarse a sí mismo, incluidos traumatismos, enfermedades crónicas e infecciones, siempre que exista suficiente vitalidad orgánica. La medicina homeopática es económica, sencilla, eficaz y, si se aplica correctamente, muy, muy segura».

 

Para que afecciones está indicada

La medicina homeopática está pensada para tratar a la persona en su totalidad y por este motivo puede ser utilizada en casi cualquier situación en la que la salud se resiente. Un médico homeópata sabrá cuándo es más efectivo usar la medicina homeopática o la medicina convencional, o quizás una combinación de ambas.

Pero sin duda, sus resultados están contrastados para afecciones como:

  • Infecciones de oído y sinusitis
  • Tos, resfriados, gripes o faringitis
  • Problemas de digestión
  • Migraña y otros dolores de cabeza
  • Colon irritable
  • Asma
  • Fiebre alta
  • Problemas cutáneos, incluido el eccema
  • Síntomas menopáusicos
  • Depresión y ansiedad
  • Primeros auxilios y lesiones deportivas
  • Estrés y ansiedad
  • Insomnio
  • Problemas estacionales
Homeopatía, una alternativa natural para toda la familia.

La homeopatía puede ayudar al organismo a autocurarse, y puede tomarse a cualquier edad.

 

Samuel Hahnemann  y los orígenes de la homeopatía

La moderna homeopatía fue descubierta por Samuel Hahnemann, un médico alemán nacido en 1755. Tras graduarse, no podía entender que los médicos de la época prescribieran a los pacientes grandes dosis de mercurio tóxico y les extrajeran tanta sangre que algunos de ellos hasta morían a causa de ello.

Empezó así a estudiar sustancias más suaves que ayudaran al organismo a curarse por sí solo. Hahnemann leyó que la quinina era eficaz contra el paludismo. Decidió tomar dosis de quinina y, para su asombro, desarrolló síntomas de paludismo.

Observó que una sustancia que provocaba síntomas de enfermedad en una persona sana podía curar el mismo trastorno en una persona enferma. Este principio «lo semejante cura lo semejante» era conocido ya por los antiguos griegos, y una variante del mismo se aplica en la actualidad para las vacunas, que estimulan las defensas orgánicas sin producir la enfermedad.

Hahnemann observó que cuanto más se diluía el remedio, más potente era.

El médico alemán alcanzó la fama en 1812, cuando aplicó sus principios a 180 soldados napoleónicos con tifus. Sólo uno de ellos murió.

En 1854, el Royal London Homeopathic Hospital recibía 61 víctimas de una epidemia de cólera: sólo 10 de ellas murieron, frente a los pacientes de otros centros que habían sido tratados con fármacos, de los cuales murieron la mitad.

La homeopatía cuenta cada día con más seguidores, ya que permite realizar tratamientos preventivos en caso de patologías estacionales, como alergias, rinitis, trastornos digestivos, alteración del estado de ánimo, que suelen padecer algunas personas de forma cíclica.

 

La homeopatía y sus productos

Los productos homeopáticos son sustancias originales extraídas de fuentes vegetales, animales o minerales, y diluida con alcohol, entre diez y cientos de veces, y agitada enérgicamente en cada ocasión.

Los productos o “remedios” se conocen por su nombre en latín: por ejemplo, Alliurn procede del ajo y Apis de la abeja.

 

Presentación

Los productos de homeopatía tienen varias presentaciones: comprimidos, gránulos, y glóbulos, cuya base es la lactosa.

Quienes sean intolerantes a la lactosa, tienen la posibilidad de utilizar la homeopatía en gotas, inyectada o en supositorios.

 

¿Cómo funcionan los remedios homeopáticos?

La idea básica de la homeopatía es que la enfermedad puede curarse mediante dosis mínimas de un principio que, en una persona sana y con dosis mayores, causaría síntomas de enfermedad.

Si se piensa que los remedios están a menudo tan diluidos que prácticamente no queda nada de la tintura madre, no debe sorprender que muchos médicos duden del poder de la homeopatía. Sin embargo, y a pesar del hecho de que en diluciones mayores poco queda de la sustancia original, la homeopatía es en muchos casos eficaz.

El remedio actúa sobre un nivel energético, más que en un terreno físico.

 

Modo de empleo de los remedios

Los remedios homeopáticos no tienen efectos secundarios. Aun así, puedes notar un aumento pasajero de los síntomas: ello significa que la sustancia está actuando.

 

Reglas básicas

  • No toques las píldoras: deslízalas sobre la tapa y luego déjalas caer bajo la lengua.
  • Para niños y animales, tritura las tabletas entre dos cucharillas y luego deja caer el polvo bajo la lengua.
  • Mantén los remedios lejos de la luz solar.
  • Evita o reduce el consumo de café y té.
  • No comas ni bebas 20 minutos antes ni después de tomar el remedio.
  • No utilices dentífricos, chicles o caramelos mentolados.

 

La visita al homeópata

Además de interesarse por los síntomas, el homeópata intentará saber qué tipo de persona eres.

¿Te preocupa mucho?, Que clima prefieres?,  ¿eres sociable o tímido? Preguntas como éstas ayudarán al homeópata a descubrir tu tipo constitucional.

Esto ayudará a tu homeópata a descubrir tu «tipo constitucional».

Existen 15 remedios constitucionales principales, pero más de 2.000 en total. Dependiendo del individuo, se prescriben distintas sustancias para una misma enfermedad. Además, es probable que el homeópata recomiende un remedio para hacer frente a una enfermedad presente pero, una vez curada, puede prescribir un remedio constitucional para reforzar la salud.

Algunos homeópatas practican una homeopatía «compleja», consistente en la administración de mezclas de remedios dependiendo del tipo constitucional del paciente.

 

Guía de autoayuda para los  remedios homeopáticos

A continuación encontrarás una práctica guía homeopática. Estos remedios los puedes adquirir directamente en las farmacias. Ten en cuenta que la potencia 6CH es la dosis más usada para el autotratamiento. (La potencia 30CH, más elevada, se utiliza para urgencias y trastornos crónicos.)

¿Cómo se toma?

Chupa o mastica cada tableta. En todos los remedios figuran consejos sobre dosis y se te recomendará que tomes una o dos píldoras cada dos horas en las primeras fases de la enfermedad y que luego reduzcas la frecuencia de las tomas a tres o cuatro al día.

Consulta a tu homeópata, si los síntomas no mejoran a corto plazo o si padeces un trastorno crónico.

 

¿Qué remedio homeopático tomar?

CONSULTA LA GUÍA QUE APARECE A CONTINUACIÓN, BUSCA LA QUE CORRESPONDE A TU TRASTORNO EN CONCRETO Y ELIGE EL REMEDIO QUE MEJOR SE CORRESPONDA CON TUS SÍNTOMAS.

 

Remedios para tos, resfriados, gripe, faringitis

– Catarro.

– Secreción fluida de ojos y nariz.

– Estado de ánimo nervioso.

– Siente frío. Se siente cansado y enfermo.

– Sediento, pero de pequeñas cantidades.

– Faringitis que mejora con bebidas calientes.

Tomar arsenicum album.

 

– Resfriados y gripe.

– Secreción de nariz, estornudos frecuentes.

– Muy irascible e impaciente.

– Siente frío, o alternancia de frío y fiebre.

– Hipersensible.

– Resfriados con náuseas y estreñimiento.

Tomar Nux Vomica.

 

– Tos seca e irritativa.

– Faringitis, con voz ronca o pérdida de voz.

– Aprensivo, busca afecto y compañía.

– Siente frío.

– Necesita bebidas calientes.

– Los síntomas empeoran por la mañana y al anochecer.

Tomar Phosphorus.

 

– Típica gripe, con dolor de extremidades y espalda.

– Mareado, aturdido, débil.

– Todo le parece difícil. Quiere estar solo y tranquilo.

– No tiene sed.

– Los síntomas pueden aparecer después de malas noticias o miedo a algún acontecimiento.

Tomar Gelsemium.

 

– Resfriados graves y faringitis.

– Realmente indispuesto, sudoroso y molesto.

– Faringitis y amigdalitis con pus y úlceras, especialmente si tiene mal sabor de boca y salivación abundante.

Tomar Mercurius Solubilis.

 

– Tos y resfriados en fase infecciosa.

– Muchas flemas.

– Muy irascible.

– Siente frío, y todos los dolores empeoran con el frío.

– Faringitis y amigdalitis, cuando el dolor empeora con el frío y mejora con el calor.

Tomar Hepar Sulphuris.

 

Remedios para los problemas de digestión

– Náuseas y vómitos o diarrea, o ambos, especialmente si la causa posible reside en alimentos en mal estado o en un viaje.

– Ansiedad, intranquilidad, nerviosismo. Siente frío y sed.

Tomar Arsenicum Album.

 

– Resaca o molestias estomacales por haber comido demasiado o muy deprisa.

– Estreñimiento, con deseos urgentes pero infructuosos.

– Muy irritable e impaciente. Siente frío.

Tomar Nux Vomica.

 

– Trastornos estomacales, náuseas y estreñimiento con muchos gases en estómago e intestino.

– Retención de gases (especialmente cuando este problema resulta embarazoso)

Tomar Carbo Vegetabilis.

 

– Efectos de alimentos grasos.

– Náuseas y debilidad.

– No soporta lugares poco ventilados.

– Estado de ánimo lloroso.

– Trastornos estomacales e indigestión en niños o adultos que respondan al tipo constitucional Pulsatilla.

Tomar Pulsatilla.

 

– Náuseas importantes y persistentes, que no remiten ni tras vomitar.

– Náuseas durante el embarazo.

– Mal carácter.

– Sin sed.

– Empeora con el calor.

– Lengua limpia y brillante.

Tomar Ipecacuanha.

 

– Trastornos estomacales.

– Gases.

– Empeora por la tarde.

– El dolor es mayor en el lado derecho.

– Trastornos digestivos periódicos en gente que oculta su vulnerabilidad tras una apariencia de fortaleza.

Tomar Lycopodium.

 

Remedios para los trastornos de la mujer

– Síndrome premenstrual y reglas dolorosas.

– Consciente de que es antipática, pero no puede evitarlo.

– Episodios de ira y llanto.

– Dolores pesados, como si los órganos fueran a desprenderse.

Tomar Sepia.

 

– Síndrome premenstrual y reglas dolorosas.

– Estado de ánimo lloroso.

– Busca el aire fresco.

– Los dolores mejoran con aplicación de frío y cuando se mueve un poco.

– Fuerte deseo sexual durante la regla.

Tomar Pulsatilla.

 

– Síndrome premenstrual y reglas dolorosas.

– Irascible y caprichosa.

– Dolores espasmódicos, que mejoran al flexionar la espalda, con la presión y con aplicaciones calientes.

– El café empeora los síntomas.

Tomar Chamomilla.

 

– Síndrome premenstrual, reglas dolorosas, cistitis.

– Estado de ánimo irritable.

– Sensible a todo.

– Los dolores menstruales y la cistitis mejoran con aplicaciones calientes.

– Siente frío.

– Estreñimiento, con deseo urgente pero infructuoso.

Tomar Nux Vomica.

 

– Cistitis, sin causa aparente ni otros síntomas.

– Especialmente si el dolor empeora justo al final de la micción.

– Los dolores pueden empezar con irradiación hacia los riñones.

Tomar Zarzaparrilla.

 

– Menstruaciones irregulares.

– Cistitis arrastrada desde hace tiempo.

– La regla desaparece o se torna muy dolorosa después de arrebatos de cólera o indignación.

Tomar Staphisagria.

 

Remedios para situaciones de primeros auxilios, lesiones deportivas

– Después de un traumatismo.

– Alivia el shock, reduce el dolor y la inflamación muscular, protege contra la infección, resuelve hematomas y agujetas.

– Acorta el tiempo de recuperación después de intervenciones.

Tomar Arnica.

 

– Esguinces, torceduras, codo de tenista, tirones musculares y distensiones de espalda.

– Sobre todo si el dolor empeora al mover la parte afectada, mejora al entrar en calor y empeora con frío y humedad.

Tomar Rhus Toxicodendron.

 

– Shock o terror real y miedo exagerado a morir a causa de accidente.

– En caso de pánico, escalofríos o desmayo.

– Mejoría considerable con el aire fresco.

Tomar Aconitum.

 

– Cuando existe rotura o inflamación de piel o mucosas.

– En caso de sangrado de cortes menores, abrasiones y rozaduras.

– Mejora tumbado o caminando.

Tomar Calendula.

 

– Trata las lesiones de las terminaciones nerviosas y los traumatismos de espalda y de cabeza.

– Dolores fulgurantes.

– Mejora inclinando la cabeza hacia atrás.

Tomar Hypericum.

 

– La persona se encuentra al borde del colapso o desmayo por un esfuerzo excesivo, al límite del agotamiento o frío intenso.

– Especialmente si está frío, azulado y respira con dificultad.

Tomar Carbo Vegetabilis.

 

Remedios para Problemas cutáneos

– Manchas y exantemas pruriginosos.

– Empeoran con el agua y el calor, sobre todo en la cama.

– Erupciones cutáneas en individuos desorganizados, egocéntricos.

– Trastornos cutáneos junto con molestias digestivas.

Tomar Sulphur.

 

– Granos, acné y forúnculos, que no son dolorosos y no tienen cabeza o se resuelven lentamente.

– Abscesos sin dolor.

– El paciente se siente indeciso.

– Uñas y pelo quebradizos.

Tomar Silicea.

 

– Granos, acné, ampollas, cuando el área está inflamada o presenta pus.

– Paciente muy irritable. Absceso doloroso.

– El frío empeora las molestias, el calor resulta calmante

 Tomar Hepar Sulphuris.

 

– Eccema y erupciones cutáneas prácticamente de todo tipo que tienen su causa en trastornos emocionales o en un proceso de duelo.

– Síntomas y estados de ánimo muy erráticos y variables.

Tomar Ignatia.

 

– Erupciones y piel seca y escamosa.

– Empeora con el frío y en invierno.

– Herpes labiales que producen quemazón.

– Psoriasis y problemas cutáneos de toda clase.

Tomar Arsenicum Album.

 

– Piel con ronchas, de aspecto poco saludable, seca y grasienta por zonas.

– Empeora con el sol.

– Cabello lacio, grasiento. Herpes labiales recurrentes por estrés.

– Problemas cutáneos.

Tomar Natrium Muriaticum.

 

Remedios para dolores De Cabeza

– Dolores de cabeza y migrañas, cuando el dolor empeora con el movimiento y mejora con la inmovilidad.

– El paciente se muestra irritable, puede estar obsesionado con el trabajo.

– Tiene calor y sed.

Tomar Bryonia.

 

– Dolores de cabeza, migrañas constantes por duelo o problemas emocionales, tristeza y resentimiento.

– Paciente sensible, quiere estar solo.

– Dolor de cabeza por resfriado.

– Se extiende al cuello

Tomar Natrium Muriaticum.

 

– Dolor pulsante.

– El paciente puede estar mareado, incluso delirante.

– Dolores de cabeza durante la fiebre, o por el sol.

– El dolor empeora por el lado derecho o las sienes, y con los movimientos repentinos.

Tomar Belladonna.

 

– Dolor de cabeza por resaca.

– El paciente se muestra irritable.

– Tiene frío, o siente frío y calor.

– Quieres que te dejen tranquilo.

– Dolor de cabeza con náuseas o estreñimiento tras un exceso.

Tomar Nux Vomica.

 

– Dolor de cabeza durante la regla, después del parto o en la menopausia.

– Muy irritable, desea estar sola.

– El dolor de cabeza empeora con cualquier esfuerzo, y mejora al comer.

– Sentido del olfato agudizado.

Tomar Sepia.

 

– Dolores de cabeza y migrañas de todo tipo cuando se arrastran después de haber sufrido un accidente o haberse dado un golpe en la cabeza.

Tomar Natrium Sulphuricum.

 

Remedios para estrés, ansiedad, insomnio

– Shock y susto después de un accidente o de malas noticias.

– Ansiedad o pánico en ciertas situaciones, como aglomeraciones, el dentista o el encuentro con la ex pareja después de una relación muy intensa.

Tomar Aconitum.

 

– Ansiedad antes de grandes acontecimientos o intranquilidad sin causa aparente.

– Extrañas dudas pasan por la mente.

– Inquietud, calor, necesita aire fresco.

– Fuerte deseo de dulces.

Tomar Argentum Nitricum.

 

– Ansiedad por todo lo que hay que afrontar, especialmente en relación con el dinero y la salud.

– Inquieto, exigente, nunca satisfecho.

– Necesita compañía.

– Siente frío, y no tiene apetito.

Tomar Arsenicum Album.

 

– Tras un shock, decepciones, desilusiones o después de la pérdida de un ser querido.

– Tensión emocional.

– Suspiros continuos.

– Estado de ánimo muy variable e impredecible.

– Quiere estar solo o con aquellos que le entienden.

Tomar Ignatia.

 

– Forma de ser demasiado exigente.

– Pero el patrón más duro es el que se impone uno mismo.

– Irascible, impaciente.

– Demasiado café, alcohol y otros malos hábitos, que dificultan la digestión.

Tomar Nux Vomica

 

– Cólera por sentirse injustamente culpado, ofendido, por creer que se han aprovechado de él.

– Deseos de gritar, aun bajo una apariencia tranquila.

– El estado de ánimo causa erupciones cutáneas

 Tomar Staphisagria.

 

Remedios para problemas estacionales

– Quemaduras solares, urticaria, sarpullidos, trastornos pruriginosos y ampollas, picaduras de insectos y exantemas.

– Mejora si se frota el área afectada y si permanece tumbado.

Tomar Urtica Urens.

 

– Fiebre del heno.

– Secreción ocular y nasal clara, que produce irritación de la piel.

– Tensión en el tórax.

– Empeora con el calor.

– Estado de ánimo intranquilo, no puede estarse quieto.

– Siempre sediento.

Tomar Arsenicum Iodatum

 

– Fiebre del heno.

– Ardor y prurito ocular, ligera secreción líquida.

– Flujo nasal irritante.

– Estornudos en interiores.

– Dolor de cabeza.

– Empeora con el calor, mejora con el frío y el aire fresco.

Tomar Allium Cepa.

 

– Fiebre del heno.

– Secreción nasal acuosa no irritante.

– Mejillas calientes y rojas y catarro acuoso.

– Prurito y ardor ocular.

– Mejora si permanece tumbado en una habitación oscura.

Tomar Euphrasia.

 

– Fiebre del heno, con estornudos, secreción nasal densa y dolores de cabeza.

– Tipos sensibles, solitarios, que se deprimen en verano.

– El sol trae consigo dolores de cabeza y lesiona la piel.

Tomar Natrium Muriaticum.

 

– Picaduras de insectos y reacciones alérgicas.

– El área afectada se torna caliente, roja e hinchada.

– Todos los síntomas empeoran con el calor.

– Retención de líquidos con menor micción por el sol y el calor.

Tomar Apis.

 

Si has encontrado los síntomas que te afectan y está pensando en probar su tratamiento correspondiente, consulta antes  a tu médico, si estas tomando algún otro tipo de medicamento.

 

Como puedes verlos beneficios de la homeopatía, son muchos, y sus riegos o problemas secundarios son mínimos, ya que los remedios están muy diluidos. Así que te animamos a conocer más a fondo la homeopatía para tener una vida plena, sana y natural.

Deja tu comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies