Como vencer la fatiga de forma natural

La falta continuada de energía, es conocida por los especialistas como cansancio persistente o crónico. En este artículo te enseñaremos a utilizar métodos holísticos para incrementar tus niveles de energía naturalmente.

 

Síntomas de la fatiga crónica

El cansancio o la fatiga crónica persistente puede aparecer a cualquier edad. Las personas con este problema observan que no mejoran ni siquiera después de una noche entera de sueño.

Una de cada diez personas que visitan a su médico se queja de «cansancio persistente.

Por poner un ejemplo, hablaremos del caso de Cristina, una publicista de 33 años de edad.

El año pasado, Marta empezó a sentirse cansada. «En el trabajo subsistía a base de cafés, y luego tenía que atender a clientes. No podía dormir y por la mañana me sentía más cansada que antes de acostarme.»

Marta acudió a su médico y se sometió a una analítica, que reveló una ligera anemia. El doctor le recetó hierro y a la vez Cristina empezó a ir al gimnasio.

Pero siguió sin notar mejoría.

«Consulto a un experto en nutrición, que me sugirió que dejara de tomar café, pues esta bebida bloquea la absorción de hierro. También le aconsejó que limitara el consumo de alcohol, ya que agota las vitaminas del grupo B, y que tomara un suplemento vitamínico. »

Empezó a sentirme mucho mejor. De hecho, ¡ahora siente que tiene más energía que nunca!

 

Causas de la fatiga

La fatiga crónica se debe a muchas causas, y tu médico deberá comprobar que no exista una enfermedad subyacente causante del trastorno. Si no descubre ninguna causa física, el médico pasará a considerar factores emocionales y psíquicos. La pérdida de energía puede ser un síntoma de diversos trastornos psicológicos, entre ellos la depresión y la ansiedad.

El médico deberá también tener en cuenta «síndromes de fatiga» como: la fibromialgia, en la que el cansancio crónico puede ir acompañado de dolor muscular; los trastornos del sueño; el síndrome del colon irritable; dolores de cabeza; la depresión y el síndrome de fatiga crónica, que se caracteriza por agotamiento y falta de fuerzas durante un periodo de al menos seis meses.

Algunos médicos reconocen en la actualidad que otra causa potencial es una nutrición pobre, especialmente si coincide con un periodo de estrés.

A veces, la medicina convencional tiene poco que ofrecer, mientras que existen multitud de formas naturales para combatir la fatiga.

Si su médico no encuentra causa física ni psicológica alguna que justifique el cansancio, poco más puede hacerse, salvo acudir a las terapias naturales alternativas.

Mujer haciendo deporte en la playa

Recuperar tu forma física puede ser más fácil de lo que piensas, además de enormemente gratificante.

 

Como combatir el cansancio crónico. Terapias alternativas

Algunas terapias alternativas pueden ayudar a incrementar los niveles de energía. La observación de los hábitos del paciente y una serie de cambios en la forma de vida y en la dieta contribuirán a que el individuo se sienta con más energía.

La energía constituye un concepto clave en muchas terapias naturales, para las cuales la causa esencial de enfermedad es a menudo un desequilibrio en la fuerza vital del organismo (conocida como Qi en la medicina china). Se dice que tales terapias actúan estimulando al organismo para que restablezca su equilibrio natural.

A la hora de decidir cómo superar el cansancio, el profesional de medicina alternativa debe tener en cuenta todos los aspectos de la forma de vida del paciente: qué come, cómo duerme, cuál es su actividad, cómo se relaja, su forma de pensar, sus niveles de estrés y muchos otros factores. Este planteamiento holístico suele dar buenos resultados en la lucha contra la fatiga, debido a que actúa sobre distintas áreas.

En casos de fatiga persistente, pueden resultar de utilidad estas cuatro terapias alternativas:

 

Acupuntura y digitopuntura

Según la medicina tradicional china, que incluye la acupuntura y la digitopuntura, la enfermedad tiene su causa en bloqueos del flujo de Qi, la energía vital del organismo. Se considera que la inserción de agujas o la presión en determinados puntos libera el flujo de energía por todo el cuerpo.

 

Aromaterapia

Un masaje revitalizante puede ayudar a elevar los niveles de energía. Entre los aceites esenciales estimulantes se incluyen los de hierba de limón y romero.

 

Fitoterapia

Las plantas son utilizadas para estimular el flujo sanguíneo e incrementar el índice metabólico. Un fitoterapeuta puede prescribir varios tónicos nerviosos para ayudar a aumentar la energía y fortalecer a largo plazo el sistema nervioso.

 

Reflexologia

La reflexología se basa también en la idea china del Qi. En este campo, los terapeutas pretenden restablecer el flujo de energía vital mediante masaje y presión sobre puntos concretos del pie, que tienen correspondencia con los principales órganos.

 

Y tú, por tu parte, puedes probar con:

  • Mejorar tu nutrición
  • Yoga y ejercicio

 

Alimentos para combatir el cansancio

Los alimentos nos proporcionan energía, de modo que es vital una dieta nutritiva. Las comidas rápidas e irregulares pueden causar deficiencia de nutrientes. La escasez de micronutrientes (vitaminas y minerales necesarios en reducidas cantidades) puede provocar un cansancio leve pero constante.

 

¿Qué debemos comer para eliminar el agotamiento?

Desde Vida natural y Salud te aconsejamos lo que entendemos como la alimentación ideal para prevenir la fatiga:

Hay que optar por una dieta saludable, rica en frutas y verduras frescas de fácil digestión, y en hidratos de carbono complejos, presentes en los cereales enteros y en los alimentos con almidón, como las patatas y la pasta.

Los hidratos de carbono son muy importantes porque son almacenados en el hígado y en los músculos en forma de un azúcar, el glucógeno. Con la actividad, éste se descompone en glucosa, proporcionando una fuente de energía instantánea. Durante la digestión el organismo consume energía, prueba de ello es lo perezosos que nos sentimos tras una comida copiosa.

No debemos olvidarnos de beber mucha agua a lo largo del día.

Hay que evitar los aditivos. Siempre que sea posible, opta por alimentos biológicos. Lava bien los productos agrícolas antes de su uso.»

 

Alimentos que proporcionan energía

Los mejores alimentos abastecedores de energía son los que la liberan gradualmente al organismo, frente a los que proporcionan una rápida elevación del tono general pero que tienen el efecto rebote de un posterior bajón de energía.

Así pues, consume gran cantidad de ensaladas, verduras y fruta fresca. El muesli, los cereales o los copos de avena constituyen una buena manera de comenzar el día.

Consume pan integral. Las galletas de centeno y de arroz y los panecillos de avena son una excelente alternativa a la bollería de harinas refinadas. Añade una cucharada de miel al yogur elaborado con leche de oveja.

 

Evita los alimentos que te quitan vitalidad

El azúcar, la cafeína y el alcohol en exceso agotan tu energía.

El trigo y la levadura pueden desencadenar alergias, dando lugar a fatiga. Si éste es tu caso, toma pan sin levadura, como el chapati o el pan integral de pita. Sustituye el trigo por avena y arroz.

Una persona con exceso de peso puede sufrir un agotamiento de energía, y aun así ponerse a dieta.

Alimentándose saludablemente

 

Vitaminas para el cansancio físico

Cuando el organismo está falto de vitaminas, el ritmo de producción de energía disminuye.

Todo influye. Las explotaciones agricolas intensivas, los plaguicidas, los aditivos, el azúcar y la sal pueden reducir la disponibilidad de nutrientes de los alimentos. Incluso una dieta biológica puede ser insuficiente si el individuo está sometido a contaminación, estrés, toma medicamentos o no duerme bien.

No siempre es posible comer de forma sana, pero hay evidencias de que, en estos casos, los suplementos pueden aportar a la dieta una fuente de energía y proteger frente a la enfermedad.

No dudes en utilizar un buen complejo vitamínico y mineral y tomarlo con el desayuno o el almuerzo.»

Deja tu comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies